Dwayne Johnson, ¿futuro candidato a la presidencia de EE UU?

Todo comenzó como una gracieta, mas ahora ‘The Rock’ se plantea en serio iniciar una carrera política. ¿Pensabas que con Trump ya lo habías visto todo?

Antes de nada, dejar en claro que no es una broma. Ahora bien: si nos dicen que Armando Iannucci (el genio satírico de las series Veep The Thick of It) está detrás de esta nueva, nos lo creemos. Resulta que a Dwayne Johnson le ha dado por meditar sobre su futuro… y ha decidido que eso de aspirar a la presidencia de EE UU no está tan mal.

Dwayne johnson the rock president 2020.jpg

Resulta que, en el primer mes del verano de 2016, The Independent Journal publicó un artículo donde, medio de broma medio de verdad, se aseveraba que ‘The Rock’ tendría muchas posibilidades de llegar a la Casa Blanca si se presentara a unas elecciones. En su instante, esta posibilidad se popularizó hasta transformarse en meme de internet, y Johnson apuntó que la idea le parecía “interesante”. Ahora, en una entrevista para GQ, el actor de Baywatch: Los vigilantes de la playa ha vuelto a planteársela.

“Parecía que [la posibilidad de una carrera política] iba de verdad, conque me fui a casa”, señala Dwayne Johnson. “Quería pensármelo bien, y estar seguro de que mi contestación iba a ser veraz a la par que respetuosa”, insiste, dejando claro que no deseaba volverse ido con el tema: “¡Fines de semana de 3 días! ¡Nada de impuestos!”, bromea. Aun de este modo, deja caer que “hay una posibilidad real” de que emprenda una carrera política.

Dicha posibilidad puede ser graciosa o inquietante, según a quién le preguntemos. Tengamos presente que Johnson es ya la estrella de cine mejor pagada del mundo, y probablemente una de las más populares (con permiso de su amienemigo Vin Diesel). Si equiparamos sus esperanzas como candidato con las de un actor de westerns que nunca llegó a superestrella, o con las de un antiguo culturista que ni tan siquiera nació en suelo estadounidense… puesto que lo mismo nos sorprendemos. Total, tras el ascenso de Donald Trump, uno puede creerse ya cualquier cosa.