Wonder Woman cobra 100 veces menos que Batman

Wonder Woman cobra 100 veces menos que Batman
Wonder Woman cobra 100 veces menos que Batman

En Hollywood (y no sólo en Hollywood) la brecha salarial entre hombres y mujeres resulta vertiginosa. Eso es algo que ya sabíamos, pero que se vuelve sangrante en ciertos casos. Sin ir más lejos, cuando una actriz protagoniza un blockbuster que se lleva asuela en crítica y taquilla… a cambio de un salario cerca de 100 veces inferior a otro actor que trabaja en su misma franquicia. ¿Te semeja inverosímil? Puesto que aquí están las cifras: según su contrato con Warner DC, Gal Gadot se ha lleva 300.000 dólares estadounidenses por cada película que rueda como Wonder Woman. Incluyendo la inminente Justice League. 

La cifra, de por sí, parece baja para ser un salario de estrella de cine. Mas la cosa empeora si tiramos del agravio comparativo. Para empezar, Wonder Woman (la película) lleva 573 millones de amontonado internacional. En EE UU, la película ha amasado 275 millones, y se ha mantenido a lo largo de dos semanas en el primer puesto de la taquilla. Por su lado Batman v Superman: El amanecer de la justicia necesitó trece semanas en los cines estadounidenses para cosechar un domestic de 330 millones, y su taquilla en todo el mundo fue de 873 millones (datos de Box Office Mojo).

Wonder Woman cobra 100 veces menos que Batman

Ahora, pasemos a equiparar salarios. En este apartado, la paga de Gadot se queda chica si se la equipara con la de Henry Cavill, quien se hizo con 14 millones de dólares americanos cuando protagonizó El hombre de acero. Y no afirmemos con esos 20 millones que Ben Affleck podría haberse embolsado por ponerse la capucha en Batman v. Superman. En aquella película, cuando ‘Bats’ y el último kryptoniano se preguntaban entre sí lo de “¿está contigo?” no reparaban en que la amazona no solo les estaba salvando el pellejo: también lo estaba haciendo por un salario, comparativamente, de risa.

El sueldo de Gadot ha rayado por lo bajo incluso si se lo equipara con el de otras actrices en filmes de superhéroes. Por servirnos de un ejemplo, Scarlett Johansson se llevó 20 millones por Vengadores: La era de Ultrón. Una suma que no llega ni de lejos a los 40 millones ingresados entonces por Robert Downey Jr., pero que, aun de esta forma, resulta muy respetable. En realidad, la situación financiera de la israelí se parece más a la de Chris Evans: el rubiales se llevó asimismo cerca de 300.000 dólares americanos cuando rodó Capitán América: El primer vengador en dos mil once, al paso que, hoy día, podría llevarse cerca de 7 millones de dólares por película. 

Esos reducidos ingresos (‘bajos’ hasta un punto, claro) han tenido su lado bueno para Evans: ubicarlo a la cabeza de las listas de actores más rentables de Hollywood, dados sus bajos ingresos y las grandes taquillas de sus películas. Absolutamente nadie nos dice que Gal Gadot no vaya a beneficiarse de un fenómeno afín, y, asimismo, está claro que la actriz recibirá algún género de plus a cargo de las ventajas de Wonder Woman. Ahora bien: a falta de otros datos (¿nadie se pregunta cuánto ha ganado la directiva Patty Jenkins?), podemos asegurar que la disparidad salarial en las superproducciones no solo está ahí, sino se nota el doble. Y, también, que es a la perfección posible rodar una película de DC… mas cobrando un estipendio de Marvel. Menuda ironía.